Por Lisselotte Morillo

Las ventas de viviendas aumentan a medida que mejora el número limitado de propiedades en el mercado

Tal y como hemos acostumbrado les traemos un Post con las últimas actualizaciones de lo que ha succedido en el mercado en los más recientes meses. Que sigue pasando con las ventas de casa?

Las ventas de casas existentes aumentaron a medida que crece un poco el inventario de propiedades en venta, lo que les ha dado a los compradores un poco más de espacio para respirar en un mercado complicado.

Hemos visto como compradores hacen tour por las casas que ya tienen varias ofertas sobre la mesa, dejandolos fuera del negocio mucho antes de haberse tan siquiera decidido. Esto por supuesto, ha dejado su peso sobre los precios de las casas, que continúan en un ascenso constante.

Aunque las ventas de viviendas existentes aumentaron un 2% analizado la tasa anual  que se ajusta de acuerdo a las estaciones, a un monto de 5,99 millones en julio aún no se ha visto un equilibrio que balancee el mercado.

El precio promedio de venta de una casa existente ha aumentado un 17,8% año tras año a $359,900. El aumento de los precios no ha sido repentino, se viene registrando desde hace varios años, sin embargo la Pandemia le dió un golpe de aceleración inesperado.

Las ventas existentes aumentaron en tres de las cuatro regiones a nivel nacional, siendo el noreste la única región que no registró un aumento mensual. Aún así, las ventas se mantuvieron a la par con las cifras de junio en el noreste. El Medio Oeste registró la mayor ganancia desde junio, con un repunte del 3,8%, seguido por el Oeste (un 3,3% más) y el Sur (un 1,2% más).

Gran parte del crecimiento de las ventas de viviendas todavía se está produciendo en los mercados de gama alta, mientras que las áreas de nivel medio a bajo no están experimentando un crecimiento tan grande porque todavía hay muy pocas casas de inicio disponibles.

El inventario mostró signos de mejora en julio. El inventario total de propiedades en venta a fines de julio fue de 1,32 millones de unidades, a nivel nacional en los Estados Unidos lo que se traduce a un 7,3% más que en junio.

En julio, el inventario no vendido equivalía a un suministro de viviendas de 2,6 meses. Aún así, la situación que enfrentan los compradores es mucho más difícil que hace un año. En julio, el inventario sin vender equivalía a un suministro de viviendas de 2,6 meses, por debajo del suministro de 3,1 meses del año anterior. Generalmente, se considera que un suministro de viviendas para seis meses es una señal de un mercado equilibrado.

Analizando el panorama general

si bien el panorama del inventario sigue siendo bastante sombrío, incluso las señales de mejora medianas demostradas en julio representan una fuente importante de alivio para los compradores de viviendas.

Más viviendas en el mercado significan menos guerras de ofertas y menos presión sobre los precios. “La relajación de la contracción de inventarios ya ha reducido el ritmo mes a mes de las ganancias de precios”, de acuerdo a Ian Shepherdson, economista jefe de Pantheon Macroeconomics, en una nota de investigación.

Otros economistas aseguran que el aumento de la demanda provocado por la pandemia ha terminado. La avalancha masiva de compradores en el mercado el verano pasado se produjo en un momento en que la oferta de viviendas en venta ya era baja, y se redujo aún más debido a que los compradores se mantuvieron al margen. Eso hizo subir los precios muy rápidamente.

Pero gran parte de ese aumento en la demanda fue en respuesta a problemas relacionados con la pandemia, como la necesidad de más espacio para trabajar desde casa y las tasas hipotecarias muy bajas.

Mientras el mundo continúe volviendo a la normalidad a medida que se implementan las vacunas, las ventas de viviendas deberían continuar ahora a un ritmo pre-pandémico, sugieren muchos economistas, lo que reduciría la presión alcista sobre los precios.

Algunas pistas de lo que viene

Aunque se espera que las viviendas se mantengan sólidas en precios durante algún tiempo, varios indicadores claves se están enfriando a medida que el frenesí de compras inducido por la pandemia disminuye y los precios elevados reducen la asequibilidad, especialmente para los compradores de vivienda por primera vez.

A pesar de los desafíos continuos del mercado inmobiliario actual, incluido un número limitado de viviendas en el mercado, ventas de viviendas ultrarrápidas y la competencia de inversores con mucho dinero, muchos compradores están encontrando formas de persistir hasta que encuentran y cierran una casa. Otros al mismo tiempo, pueden estar considerando si hacer una pausa. 

Subscribete y no te pierdas ni un solo articulo!

Subscribete y no te pierdas ni un solo articulo!

Enterate de todo lo que necesitas saber sobre casas, propiedades y estilo de vida en Orlando y sus alrededores!

You have Successfully Subscribed!